ventajas del fast fashion
Discusiones

¿Podemos hablar de ventajas del fast fashion?

Casi siempre cuando hablamos del fast fashion se menciona su grave impacto social y ambiental; sin embargo, a pesar de ello, muy pocas veces se observa esta problemática fuera de una posición privilegiada, y a través de la realidad de varios consumidores, quienes sí pueden observar ciertas ventajas del fast fashion.

Soy Luciana Gutierrez, directora de arte y fashion stylist. Mi área de mi trabajo colinda constantemente con el debate sobre el impacto social y moral del fast fashion, no obstante, al encontrarme radicando actualmente en Italia, la perspectiva es muy clara: es una industria más problemática que positiva. A pesar de ello, al haber crecido en Lima, en un entorno donde no estaba en contacto con el mundo de la moda hasta los 16 años, yo también fui consumidora de fast fashion, por lo que puedo entender diversos puntos de vista que defienden ciertas de sus ventajas. 

Los retailers fast fashion me ayudaron en la búsqueda de mi estilo

En los inicios para encontrar mi propio estilo, empecé comprando en tiendas como H&M y Zara. Tenía 15 años y pensaba que estos retailers tenían lo último en tendencias, pues allí era donde finalmente podía encontrar prendas que veía popularizadas en las series de televisión, Instagram y Tumblr.

No fue hasta que decidí estudiar una carrera en el mundo de la moda que comencé a investigar por mi cuenta sobre la industria y me informé sobre la problemática de la industria. Hoy en día evito al máximo comprar en este tipo de retailers ya que me puedo permitir buscar otro tipo de alternativas (como prendas en thrift stores y tiendas vintage) y simplemente prefiero no apoyar un sistema tan problemático; pero porque ya que no me es necesario.

LEE TAMBIÉN: [Mejores 5 marcas de ropa de segunda mano]

ventajas del fast fashion
Una de las grandes problemáticas del fast fashion: el fashion waste. Via Odysseyy.

El problema con el debate del fast fashion es que no solo participan opiniones que desconocen el impacto de la industria fast fashion, sino que también participan opiniones provenientes de posiciones que son conscientes del impacto, pero se encuentran entre la espada y la pared, ya sea por posiciones económicas o por la necesidad de una opción más inclusiva.

Hace poco me tope con un Tiktok que informaba sobre los impactos sociales y ambientales de los retailers fast fashion. Me sorprendió que gran parte del público comentaba a favor de la industria fast fashion y me encontré con ciertos argumentos que, desde mi opinión, pueden ser considerados legítimos.

Algunos comentarios defendiendo la compra de prendas fast fashion

1. ¨Pero el fast fashion empieza desde que dicen que dejemos los [pantalones] skinny por los moms o se cambien las tendencias de ropa a cada rato¨
Antiguamente la industria de la moda se regía por 4 temporadas, de donde se originaban mayormente las tendencias. Vía Pinterest

La rápida aceleración de los ciclos de tendencias es un tema al cual yo me refiero constantemente. Es una problemática que se aceleró en este siglo, ya que antiguamente solo eran reconocidas 4 temporadas anuales como fuente de entrada de nuevas tendencias.

LEE TAMBIÉN: [¿Cómo llegan las tendencias de moda? 3 medios que influencian su creación]

Al popularizarse los retailers fast fashion este ciclo cambió y se aceleró a tal punto que se ven 5 microtendencias nuevas cada semana, tendencias que tienen también una longitud de vida más corta, abarcando un promedio máximo de 1 mes.

Si bien el comentario de arriba es válido, pierde de punto de vista que el fast fashion, a parte de ser el productor, es el principal causante de la aceleración de tendencias. Si no existiera tanta facilidad de obtener prendas de tendencia, no existiría un comercio tan acelerado y los consumidores no estarían tan centrados en cuál seria la nueva tendencia cada hora.

Una de las ventajas del fast fashion definitivamente es la democratización de la moda, lo cual también es una arma de doble filo para los consumidores que finalmente tienen acceso a estas tendencias, pues los presiona a seguir consumiendo insaciablemente, convirtiéndose, finalmente, en un ciclo.

2. ¨Perdón, pero la verdad es que no puedo comprar ropa más cara y la usada es difícil encontrar buenas cosas¨
Encontrar piezas ideales para tu estilo en tiendas de segunda mano son un proceso que toma tiempo y dedicación. Vía Pinterest.

Lamentablemente debido a las posibilidades económicas de algunos usuarios los precios de los retailers fast fashion son más accesibles que una marca que cumple con la ética de producción.

Una alternativa que siempre es otorgada es la redirección a la ropa de segunda mano, o las prendas vintage. ¿El problema? No siempre se logra conseguir prendas que resulten atractivas para ciertas estéticas debido a que simplemente no se está buscando en los lugares correctos.

Mi principal consejo en asesoramientos de styling y cómo formar un guardarropa en base a tu estilo, es el de siempre comprar de manera estratégica, especialmente comprando ropa de segunda mano, aunque no siempre vas a encontrar la prenda ideal en la primera tienda con la que entres en contacto.

LEE TAMBIÉN: [[Guía] ¿Cómo comprar ropa de segunda mano y no fallar en el intento?]

A pesar de ello, especialmente en el modelo consumista en el cual vivimos, la ropa de segunda mano a veces no basta. Comprar un par de prendas de retailers fast fashion que sabes que son necesarias para tu consumo, y a las cuales vas a dar un uso responsable, no siempre es un hecho negativo, sobre todo si esto se debe a una posibilidad económica o impedimento por motivos de inclusividad, en especial cuando se habla de disponibilidad de tallas.

El problema empieza, y con ello las ventajas del fast fashion se terminan, cuando compras prendas de forma impulsiva sabiendo que verdaderamente no las necesitas. Es por ello que, en lugar de decir no compres fast fashion, hay que decir compra responsable.

Algo extra:

Un comentario que vi en el video de Tiktok donde se originó la idea del debate de este artículo fue: ‘¿Pueden recomendar marcas de ropa que no sean fast fashion?’

En Craps siempre puedes hacer nuevos descubrimientos sobre emprendimientos y marcas conscientes. Si quieres leer más artículos como este y estar al día con nuevas marcas, síguenos en nuestra cuenta de Instagram.


Portada por Lorena Naveda