Las prendas que fueron símbolo del distanciamiento social
Extra Craps

Las prendas que fueron símbolo del distanciamiento social

Durante los últimos tiempos las tendencias, los celebrities e influencers nos han llevado a ver el lado ‘’superficial’’ de la moda, haciéndonos olvidar del porqué y para qué fueron creadas las prendas que vestimos. Cada prenda que nacía con la industria de la moda fue diseñada con un objetivo, una función en relación a la necesidad del usuario y la sociedad.

A través de la historia de la moda existieron prendas ideales para trabajar, cocinar, etc; también existieron aquellas que ayudaban a mantener el distanciamiento social que tenían que cumplir, en particular las mujeres; y no solo durante épocas de pandemia.

La crinolina

Durante el tiempo de la corte española y francesa, la tendencia entre las señoritas era ir “à la Pompadour”: llevar una falda grande y voluminosa. Sin embargo no es hasta que entre 1850 y 1860 que esta tendencia se puso realmente de moda con la llegada de la crinolina o crinoline.

Evolución de la crinolina, Imagen del libro ”Grabados de la moda Elegante”
Imagen de www.historiadeltraje.blogspot.com

Esta prenda era básicamente una estructura de círculos de acero de diferentes tamaños con forma de jaula que ayudó a las mujeres de clase media a llevar con mayor libertad esas deseadas faldas que cada vez eran más amplias y complicadas de vestir.

Cuentan que el tamaño de las faldas llegó a ser tan grande durante esas épocas que a veces era imposible que dos mujeres se sienten juntas en un mismo sofá o  que puedan reunirse en una habitación.

distanciamiento social
Imagen de https://santamaria.vuodatus.net

Además de representar cierto status, ya que a mayor el tamaño de la falda necesitabas una habitación más grande y más sirvientas para vestirse y desvestirse, esta prenda fue perfecta para mantener el distanciamiento social. Esto pues creaba un perímetro que no permitía que alguien pueda acercarse demasiado a la mujer que lo usaba salvándola de los virus de esa época como la viruela y del acercamiento de un pretendiente indeseado.

Los sombreros

Cuando pasó el furor de las faldas anchas, la atención de seguir manteniendo la distancia con los demás por el ancho de una prenda se trasladó a los sombreros.

Sin embargo lo que hizo que esta prenda sea símbolo del distanciamiento social no fue su ancho, el cual a veces era más amplio que la distancia entre los hombros de la usuaria. El secreto del sombrero era el alfiler, ya que las mujeres llevaban en sus sombreros voluminosos adornos con plumas o flores y necesitaban algo que los mantenga firmes y ordenados.

distanciamiento social
Postal de ephemeraobscura.com

En 1903, Leoti Blaker, le clavó uno de los grandes y punteagudos alfileres de su sombrero al hombre que iba sentado a su lado en el bus por frotarse contra ella. Así, convirtió a los alfileres de los sombreros en el arma de defensa personal y símbolo del distanciamiento social que las mujeres necesitaban para sentirse seguras y a salvo en la calle.

La bufanda

Desde secar la cara de los hombres de la Antigua Roma, a ser utilizada para indicar el rango militar en algunos países, pasando a ser parte del uniforme de los pilotos durante la segunda guerra mundial y ahora sustituyendo a veces a la famosa mascarilla frente al covid19, esta prenda ha demostrado ser la más versátil, práctica y funcional a lo largo de la historia de la moda. 

Tal vez su éxito se debe a la fama que los diseñadores como Hermès le han dado a través de los años. Quizás es la simplicidad de su diseño (un rectángulo/cuadrado de tela) o, tal vez, el secreto está en la variedad de fibras en las que puede y ha sido fabricado. De cualquier forma, la bufanda se ha convertido en la mejor compañera frente al clima, ya sea invierno o verano.

Lo que no sabíamos es como se convirtió en una de las prendas símbolo del distanciamiento social ayudando a combatir la gripe española y no necesariamente por cubrirse la boca y nariz con ella.

En 1918, las familias colocaban un pañuelo blanco en las puertas de sus casas para indicar que había alguien dentro que estaba contagiado alertando a las personas que pasaban y así evitar que el virus siga esparciéndose. 

Imagen: ABC de Sevilla

Collage de portada por Lorena Naveda


Si quieres saber más sobre la historia de la moda, síguenos en Instagram.